Gracias a la impresión 3D, contamos hoy día con un recurso realista y práctico de hacer realidad nuestros proyectos, tanto de diseño de prototipos, como arquitectónicos e ingenieriles. Poder dar vida a un modelo digital nos brinda un nivel de control y atención al detalle que elevará nuestro perfil ante docentes, clientes y seguidores.

Lo primordial para modelar tu maqueta es que tengas conocimientos básicos de modelado 3D con algún software como AutoCAD, 3ds Max, Maya, SketchUp, Fusion 360, Zbrush, Rhino o incluso, Tinkercad.

Si eres estudiante de alguna rama de diseño o tienes un título de arquitectura o ingeniería seguramente conoces alguno de éstos programas y necesitas convertir tus modelos 3D en objetos reales utilizando la última tecnología.

Cuando tengas la maqueta modelada, exporta el archivo al formato STL, el cual requerimos para procesar la impresión 3D.

Si es más grande de 20 cm x 20 cm x 20 cm es mejor dividirla en módulos para luego adherirlas con pegamento especial.

Tips:

  1. Procura que la escala que determines no contenga paredes resultantes de menos de 3mm, ya que la impresión puede colapsar.
  2. Modula tu maqueta en partes para luego ensamblarlas, esto te facilitará el trabajo.
  3. Realiza el diseño con tiempo, ya que una maqueta tarda días en imprimirse, dependiendo de la complejidad.
  4. También puedes leer nuestra guía para principiantes, hacienco click AQUI.

Envíanos tu diseño en STL para cotizarte la impresión 3D a:

ventas@multitask.com.pa

Tel. 836-7132

 

Previous articleSoftware POS para Farmacias y Consultorios
Next articleArchitects in Panama | Arquitectura en Panamá